¿Hace cuánto tiempo está involucrado con la industria de consumibles de impresión y cómo fue su trayectoria?

Hace poco más de 20 años comenzamos con Veneta Rosario, cuando hablar de remanufactura en Argentina era mala palabra, ya que estaban en pleno auge las marcas internacionales de equipos de impresión inkjet y laser. Veneta nació con el gen de “Ecología, Calidad y Economía”, codificado en su ADN.

La trayectoria de Veneta en todos estos años siempre fue alineada al cuidado del Medio Ambiente, a la calidad para satisfacción del Cliente tanto externo como interno y garantizando la transparencia y el profesionalismo en la gestión a partir de un equipo diverso e inclusivo que valore ante todo las relaciones personales y la vocación de servicio hacia nuestros clientes, ofreciendo soluciones innovadoras de última generación.

Cuéntenos la historia de su empresa
Veneta nace de la conjunción de dos mujeres: Rosanna (Bioquímica, amante de la calidad y el medio ambiente) y Mabel (Contadora, queriendo tener la experiencia de cliente, y no como profesional). Por el 1999, comenzamos a capacitarnos a través de una empresa italiana en remanufactura de cartuchos de impresoras láser, inkjet y ribbon, y así fuimos introduciendo en el mercado el producto remanufacturado de muy buena calidad. Fuimos la primera empresa en nuestro rubro en tener Normas ISO 9001 en el proceso productivo, lo que nos abrió lugar en el mercado. Nos costó mucho porque veníamos de otro rubro y encima porque ¡éramos mujeres! Además, nos interesaba darle un lugar a las empresas de mujeres, y darle oportunidad de trabajo a la gente con alguna discapacidad o en situación de vulnerabilidad social.

Luego de algunos años difíciles en nuestro país, nuestro producto se fue posicionando no por la economía sino porque era de muy buena calidad y a menor precio que el OEM. Las “Venetas” (Mabel y Rosanna) crecimos, construimos una planta de remanufacturado, donde hacíamos entre 4.500 a 5.000 cartuchos mensuales. Entre el 2013 y el 2014, ya comenzamos a ver en el mercado masivamente los cartuchos alternativos de origen chino, poco a poco fue disminuyendo nuestra producción hacia el cliente externo, y fuimos migrando hacia el alquiler de equipos y el costo por copia, que hoy es nuestro core business. Decidimos ir a la RemaxWorld en Zhuhai en el año 2017, donde descubrimos una inmensa industria que estaba perfeccionándose permanentemente y abierta al mundo y a las sugerencia de los clientes actuales y futuros. Desde ese momento también compramos cartuchos alternativos de calidad. Actualmente incorporamos un socio varón, Fernando Rodríguez, CEO de la empresa, al cual le delegamos todo lo operativo y nosotras nos dedicamos a hacer conocer Veneta Rosario.

¿Qué servicios y productos ofrecen en la actualidad?
En la actualidad ofrecemos Servicio de Impresión Gestionada (outsourcing y full service de equipos), centros de impresión de datos variables, remanufactura de cartuchos de tecnología láser monocromáticos y color y, en alianza con un proveedor local, ofrecemos Gestión Documental, trabajando a medida con cada cliente. También tenemos venta de equipos de impresión de diferentes tecnologías y equipos de Identificación, retiro de cartuchos usados a empresas e instituciones privadas y públicas para reprocesarlos y reutilizarlos en otros productos para volverlos al mercado transformados.

¿Cuáles son los principales desafíos que tienen en la actualidad?
Lograr seguir en el mercado transformándonos permanentemente, capacitarnos para afrontar los últimos adelantos en nuestro rubro, siempre potenciando la relación con el cliente y ofreciendo experiencias de compra cada vez más personalizadas y atractivas a partir de la omnicanalidad. Otro gran desafío del momento es decidir qué hacer con tantos cartuchos como residuos. Queremos ser una empresa 100% sostenible en lo ambiental, social y financiero, con la incorporación de nuevas tecnologías o asociándonos a una empresa del exterior o ser su partner en Argentina.

¿Qué oportunidades están observando?
Creemos que la remanufactura va a seguir como nicho de mercado en una reducida cantidad de clientes que realmente les interesa la protección del Medio Ambiente. La Gestión Documental y la impresión 3D son oportunidades para explotar en nuestro territorio. Y como siempre trabajamos con nuestros residuos para aplicar Economía Circular, no generando más y reutilizando lo que generamos transformándolos en otros productos.

También estamos viendo una oportunidad en la recuperación de equipos de impresión, o sea en el remanufacturado de equipos. Con esto también podemos bajar los costos para competir en costo por copia, ofreciendo un servicio diferenciado ya que disminuimos la cantidad de material de residuos, disminuimos la emisión de CO² a la atmósfera y el metal y cartón de los embalajes. A su vez, minimizamos los residuos electrónicos. Consideramos que con esta práctica aportamos mucho a la industria del remanufacturado de cartuchos, ya que se utilizan modelos de equipos que sus cartuchos se pueden remanufacturar perfectamente.

Cuéntenos sobre su mercado local, qué tendencias están observando, cómo observa a sus colegas
El mercado local se ha reducido mucho, las empresas solo ven la parte económica y las tendencias son a imprimir menos. Nosotros solemos decir que ofrecemos “Impresión Inteligente”. Respecto de los colegas se escuchan muchas quejas, pero nosotros seguimos encontrando oportunidades. Como dijo Einstein: las crisis son oportunidades, hay que poner a trabajar los millones de neuronas que tenemos.

A la hora de elegir proveedores, ¿cómo es la elección? ¿qué requisitos considera fundamentales y qué dificultades son las que suelen tener?
La calidad de la materia prima y del producto es lo primero que medimos de un proveedor. También observamos el precio para que cierre la fórmula costo-beneficio, pero en un segundo plano. Actualmente el problema es que los proveedores no mantienen la calidad en el tiempo, (sacando pocas excepciones), es una lucha con este tema, porque tenemos que estar testeando permanentemente. Quisiéramos establecer una red de pertenencias entre proveedores y clientes para trabajar confiablemente y conseguir buenos precios con excelente materia prima.

¿Cuál es la percepción que tienen los consumidores de su mercado respecto del insumo no original?
Respecto de los cartuchos alternativos, es mala porque trajeron al país insumos de mala calidad y el consumidor tuvo y tiene problemas. Respecto a nuestro producto remanufacturado, es muy buena porque acostumbramos al cliente que el producto que ofrecemos no tiene que presentar defectos, y la impresión en calidad y rendimiento es paralela al OEM.

¿Remanufacturan?
Muy poco, unos 800 a 1.000 cartuchos mensuales. No podemos competir en costos con el cartucho alternativo de origen chino.

¿Qué marcas de impresoras o copiadoras son las que mayormente atienden?
Atendemos muchas marcas, aunque en el mercado la preponderancia es Lexmark, HP, Brother y Ricoh.

¿Cuáles son los modelos de cartuchos que más comercializan?
De Lexmark, la línea 610-611/711/810-811. De Brother línea 5650/6900 y color 8360.
Y en HP, la línea 390/281.

¿Cómo ven el futuro de la industria?
La remanufactura se muere lamentablemente. Habrá más generación de residuos, con una industria concentrada en pocos proveedores de cartuchos alternativos y atendiendo un mercado más reducido, pero siguiendo la tendencia de las OEM.

El futuro no es fácil, pero tampoco imposible. Ya hemos pasado por otros ciclos de estas características, solo hay que estar en alerta y aprovechar las oportunidades que vayan surgiendo y sino ser creativo acercándose al cliente generándole la necesidad.

0 comentarios

Leave a Comment

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *